viernes, 8 de abril de 2016

En su 41° aniversario, Caricuao tiene un patrimonio ecológico en riesgo




08/04/2016

Caracas es una ciudad que crece vertiginosamente. La demanda de viviendas, transporte y servicios aumentan cada día. Los espacios que antes eran de recreación para los caraqueños hoy son ocupados por grandes bloques de concreto, construidos en los últimos años en el marco de la Gran Misión Vivienda Venezuela. En otros lugares, la necesidad de autopistas o avenidas ha disminuido las zonas peatonales, afectando además el ambiente. Un caso claro es el de la parroquia Caricuao, que se ha visto afectada por la numerosa construcción de obras públicas. Sus habitantes no se sienten cómodos con estas acciones y alegan falta de participación ciudadana.

Caricuao está ubicada en el medio de cuatro áreas verdes protegidas por ley: Parque Metropolitano “Leonardo Ruiz Pineda”, Parque Metropolitano “Vicente Emilio Sojo”, Parque Universal de la Paz y el Parque Zoológico Caricuao. Esta alusión fue el motivo por el cual desde septiembre de 2009 fuera nombrada “Parroquia Ecológica”. La designación buscaba formular un marco legal que protegiera a Caricuao ante cualquier acción perjudicial para el ambiente y sus habitantes.

Luego de 6 años de esa mención, la situación en la parroquia ecológica es compleja. El Gobierno Nacional y la Alcaldía de Libertador implementan una serie de obras públicas con el objetivo de aumentar la cantidad de viviendas de la Gran Misión Vivienda Venezuela, y disminuir el déficit de vías de transporte terrestres.

La Red de Ambientalistas de Caricuao, cuyo trabajo se concentra en la protección de la populosa parroquia, indica que actualmente peligran 3 mil hectáreas de áreas verdes por construcciones.

Caricuao posee 2 mil 476 hectáreas urbanizadas y 3 mil hectáreas verdes, que están repartidas en cuatro parques nacionales: El Zoológico de Caricuao (637hectáreas); Parque Vicente Emilio Sojo (1.134 hectáreas); Parque Leonardo Ruiz Pineda (999 hectáreas) y el Parque Internacional de la Paz (231hectáreas).

Milagros Perera, habitante de la Unidad de Desarrollo N°5 (UD 5), señala: “Desde el 2010, luego de la tragedia por las lluvias, empezaron las acciones por parte del Gobierno para construir dentro de la parroquia. Nosotros como comunidad solicitamos un amparo constitucional, ya que estas intenciones de construir ponen en riesgo a toda la parroquia, sobre todo al medio ambiente, nuestros árboles y parques”.

Sin embargo, en septiembre de 2012 el presidente Hugo Chávez anuncia a petición de un consejo comunal, la edificación de bloques de la Gran Misión Vivienda Venezuela en terrenos de la Universidad Simón Rodríguez dentro del parque Leonardo Ruíz Pineda.



Estos terrenos están ubicados en la Avenida Principal de la Hacienda, frente al Bloque N°2, UD-6 de la parroquia Caricuao. Originalmente pertenecen al Instituto Nacional de la Vivienda (INAVI), según consta el documento protocolizado por la anterior Oficina Subalterna del Primer Circuito de Registro del Municipio Libertador del Distrito Federal, el día de 13 de noviembre de 1946, bajo el N°56, Folio 108.

El espacio de 19.799,05 metros cuadrados fue dado en comodato a la Universidad Experimental Simón Rodríguez (Unesr), el 27 de mayo de 1996 con un plazo fijo de 20 años (hasta mayo de 2016). En el año 2002, se declaró el inició del proyecto para la construcción de la sede del núcleo Caricuao de la Unesr. Sin embargo, nunca se materializó. En 2010, la Unesr denunció la intención de invasión por parte un grupo de personas, cuyo objetivo era la construcción de soluciones habitacionales.

Ese mismo año, el Comité Pro-Defensa de la Universidad Simón de Rodríguez en Caricuao y los Centros Estudiantiles de esa casa de estudio, exigieron al entonces ministro de la Educación, Edgardo Ramírez, la construcción de la sede en Caricuao. El monto inicial se presupuestó en 48 millones de bolívares, pero luego de una reunión sostenida por todas las partes involucradas, se indicó un monto menor de 23 millones. Esto movilizó a estudiantes y vecinos de la parroquia Caricuao, quienes pidieron explicaciones ante la merma de recursos asignados que comprometía la ejecución de dicha obra. La aclaración nunca la recibieron.







Anteriormente en mayo de 2008, el presidente Hugo Chávez anunció la aprobación de 108 millones de bolívares para la construcción de los núcleos Caricuao y Coro de la Universidad Simón Rodríguez. En Caricuao, nunca se inició la ejecución a pesar de la aprobación de los recursos.


En Abril de 2011, el Ministerio del Poder Popular para la Vivienda y Hábitat informó que en el marco del Plan Residencial de Viviendas para la Emergencia, se construiría un complejo habitacional constituido por 13 edificios en los terrenos de las Unesr en Caricuao.





Ante este hecho, los vecinos de Caricuao y la Organización No Gubernamental Venezuela Alternativa, interpusieron ante el Tribunal Contencioso Administrativo un amparo que exhorta a este órgano a que dicte una medida cautelar para impedir la construcción de viviendas en los terrenos de la Unesr.

En dicha solicitud, se alega que esta ejecución se puede calificar como delito ambiental por la Ley Penal del Ambiente en su artículo 43, ya que esta actividad urbanística no conmuta con los planes de ordenación del territorio. También indican, que según los estudios geológicos y geomorfológicos realizados por el Inavi, estos terrenos poseen unos conos de eyección que empozan la tierra, generando un fenómeno de repteo, que impide la construcción de edificios de gran altura.

Al final de la solicitud, se sugiere la ejecución original del Núcleo Caricuao de la Unesr, ya que dicha edificación no pasaría de dos niveles de altura y no afectaría el ambiente. Esta solicitud se encuentra en el Tribunal Superior Segundo Contencioso Administrativo de la región capital, bajo el expediente 6935. No hubo respuesta por parte de los entes públicos.

En 2012, la comunidad a través del Comité Pro-Defensa Universidad Simón Rodríguez seguía movilizándose sobre la situación en los terrenos de la Unesr:

- 22 de agosto 2012: Se envió una carta a la rectora nacional de la Universidad Simón Rodríguez de ese momento, Miriam Balestrini.

- 23 de agosto de 2012: Se envió un carta abierta al presidente Hugo Chávez, sobre la situación de la Unesr a través del Diario de CCS, pero nunca fue publicado por el periódico caraqueño.



- 27 de agosto de 2012: Se envió una solicitud al director de la policía municipal de Caracas, Robinson Navarro por las invasiones que se habían suscitado desde el año 2010 en los terrenos de la Unesr.

- 21 de octubre de 2012: Se envió una carta a la ministra del Despacho de la Presidencia y Seguimiento, Carmen Teresa Meléndez Rivas. En dicha carta, la comunidad reitera el reclamo por la construcción del Núcleo Caricuao, desde el comodato de 1996.

Para el año 2013, la situación era incierta, no había ningún tipo de acción para ejecutar las obras de las Unesr, pero tampoco había intenciones de ejecutar obras de carácter habitacional. Sin embargo, el problema de las invasiones persistía en el terreno. Por ello la comunidad interpuso un petitorio a la Fiscalía Superior del Área Metropolitana, donde exigía la conformación de una comisión que investigara la situación y aplicara los correctivos correspondientes.

Para la fecha actual los terrenos de la Unesr se mantienen a la deriva. Para el próximo mes de mayo se vence el comodato de 20 años y los vecinos se preguntan si esto acarreará nuevas acciones por parte del Gobierno Nacional.

INFO/ http://elestimulo.com/blog/en-su-41-aniversario-caricuao-tiene-un-patrimonio-ecologico-en-riesgo/